Y ya ha pasado un año…

21 Oct

Así es, ya hace un año que me trasladé a vivir a Suiza. Me parece que fue ayer el día en el que cogí ese avión y aterricé en Zürich. Atrás quedaban familia, amigos, trabajo. Y por delante un idioma nuevo que aprender, nuevos amigos y nuevos retos. Esto quiere decir que hoy toca un post de recuerdos aliñados con un poco de morriña.

árbol

Este primer año ha sido durillo aunque tengo que admitir que el hecho de que mi pareja ya viviera aquí, desde mayo de 2011, me ha facilitado mucho las cosas. Es decir, no he tenido que vivir la estresante situación de buscar piso en Zürich o de abrir una cuenta bancaria. Así que mi camino ha sido un poco más fácil que el suyo. Por otro lado, también he contado con su pequeño grupo de amigos que me acogieron como una más desde el primer día.

nieve

Y tras este primer año el balance sólo puede ser positivo. Es cierto que el idioma es una de mis grandes luchas, sobre todo si tenemos en cuenta que en Suiza hablan “su alemán”, por lo que resulta un poco complicado poner en práctica lo aprendido en clase día a día. Pero gracias a ello (o por culpa de ello) he mejorado mucho “mi inglés nivel medio español” y soy completamente capaz de comunicarme en el idioma de Shakespeare sin que me salgan los colores!! He comenzado a impartir mis primeras clases como profesora de español, mantengo el blog más o menos activo (menos de lo que a mi me gustaría) y me he lanzado a dar mis primeros pasos en eso de DIY (Do it yourself, Hazlo tú mismo). La escalada ha entrado en mi lista de deportes y el descenso en trineo se convirtió en el gran descubrimiento del invierno pasado.

Konstanz

Y pese a no conocer todavía a mucha gente ya voy haciendo mis primeras amistades. El sistema para conocer gente es algo así como lo que hacen los niños en el parque. Ellos, cuando ven a un niño con una pelota, se lanzan a preguntar “¿Puedo jugar contigo?”. En nuestro caso cuando intercambias con alguien más de dos palabras, probablemente la tercera sea una pregunta del tipo: “¿Cuál es tu e-mail? o  ¿Tienes Facebook?, ¿Wasap? ¿Qué tal si nos llamamos un día y tomamos un café?”. Método sencillo pero eficaz del que han nacido reuniones formadas por cinco personas de cinco nacionalidades distintas. Es lo bueno de Zürich, una ciudad en la que el 25% de la población somos extranjeros.

Esculturas Zürich

Los planes para este segundo año todavía están sin definir. Pero mi año escolar empieza con muy buen pie: arrancando con las clases de alemán en el B2 (aunque creo que mi nivel comunicativo está más cerca de un A2 🙂 ), planeando viajes, el primero a París el próximo fin de semana y con nuevas ideas para mis clases de español.

Montaña nevada

Por supuesto que mi lista de proyectos DIY pendientes va creciendo, de hecho tengo un par de ellos empezados y me he propuesto terminarlos antes de las vacaciones de navidad. ¡Prometido! Y continuaré con los postres, por supuesto que sí, aunque mi “lista de espera” de postres es todavía mayor que la de manualidades, jiji!

panorámica Zürich

La verdad, es que este año he dejado un poco de lado el tema de la fotografía. Así que para compensar e ilustrar este post he decidido revisar todas las fotos que he sacado con el móvil durante este año (es mucho más sencillo ir con el móvil a todas partes que con la cámara), que han sido un montón, y poner algunas de las que han tenido más significado para mi. ¡Espero que os gusten!

Verano 2013

Gracias por seguirme durante todo este tiempo.

Viel Spass!

Anuncios

6 comentarios to “Y ya ha pasado un año…”

  1. zuriquesa 22 octubre, 2013 a 8:35 #

    Qué fotos más chulas!! esperando con ansias nuevas recetas de dulces!

    • silviaizquierdo 22 octubre, 2013 a 9:11 #

      Gracias Zuriquesa. Ando con varias entre manos… sólo me falta decidirme por una 🙂

  2. cocinandotentaciones 21 octubre, 2013 a 18:05 #

    Un abrazo Silvia….siempre me han gustado tus post !!!!Te deseo lo mejor 😉 !!!!!!!!

  3. Ociore 21 octubre, 2013 a 13:41 #

    Un año en Suiza es como 7 años humanos… o algo así, no? 😛
    ¡¡Enhorabuena!! 🙂
    Por el idioma no te preocupes. Yo ya sabía alemán cuando llegué aquí, y con el dialecto que se gastan es muy difícil comunicarse con algunos locals, jaja… paciencia… 😉
    Por cierto, a ver cuándo quedamos para tomar un cafelito. Ahora que Bauschänzli ha cerrado la temporada, podemos ir a probar algún schoggi! 🙂
    Besos a los dos!

    • silviaizquierdo 21 octubre, 2013 a 14:14 #

      Jaja!! Ya te digo! Cuando quieras nos tomamos ese café. Qué tal las vacaciones?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: